Yo sé que me zarpo

Segundo post en la saga de autoconicimiento personal (creé una categoría y todo).

Situación: pileta. Termino de cambiarme, guardo todo en la mochila, la mochila en el locker, cierro el candado, y me doy cuenta de que también guardé las llaves en la mochila. Que está en el locker. Que está cerrado con candado. Cuyas llaves dejé adentro de la mochila.

Por suerte Jorge, el de limpieza, tenía un llavero con una llave que casualmente pudo abrir mi mochila… así que sigo conservando mi candado.

Ea.